Ojo que no ve lo que es... Así es la vidaHoy se, que muchos de los “amigos”
lo somos en apariencia, ME INCLUYO y me duele, que yo misma no sea capaz de
asumir tal responsabilidad. Me doy cuenta que hoy, debo ser “diplomática” para
no perder algo que “quizá no era”.

Y no ser diplomática no significa ser grosera, tan solo decir las cosas como son,

sin adornitos; decir no quiero, no me gusta, no lo acepto; o que se lo digan a uno, esos tiempos ya no existen…

La sinceridad, se ha desmoronado
en mis narices. Si digo -no me gusta esto por eso-, ya no soy “diplomática” y la
amistad desaparece sin palabras… es mejor la apariencia que decir

-Ok, te odié por esto y por lo otro, me lastimaste y yo a ti, acá muere… (o en su defecto) ok, va superemos este asunto,

 yo lo lamento, tú también, sigamos adelante!-

Mejor te digo sin palabras, aquí no
ha pasado nada, y desaparezco del mapa, o te sigo viendo, de repente nos topamos, nos damos “El beso de Judas” pero jamás volvemos a ser íntimas como ayer…

Todo lo construido se destruyó, acaso por un mal entendido, por un sentimiento que no quisimos aclarar, y todo eso…

Yo me siento pasada de moda,
vieja, caduca… antes, muchos años atrás, podía hablar sin

tapujos, siempre lo hice,  o eso creí, ahora, es la
diplomacia, la apariencia de por medio… el no decir, el dejar pasar, el actuar
como si nada, el todo está bien… y sin embargo, -aunque me declaro incompetente
para dilucidar éstas cuestiones- me temo que me doy cuenta de que lo que era
nunca fue, hasta puedo afirmar que no culpo al otro o a la otra, si no que me
declaro culpable de tener una imaginación prominente en ciertos aspectos,
e imaginé cosas que no eran, o que tan sólo vi lo que necesitaba ver…

 Además, la gente cambia. Acepto eso. Quien me
quiso ayer, no tiene porque quererme hoy. Y viceversa.

Pese a ello, siento dolor y sí,
porque no decirlo, lloro por las amistades perdidas, por las que nunca dijeron
adiós y se fueron dejando el círculo abierto, guardando las apariencias,
estando y no estando al mismo tiempo… lloro porque me declaro culpable de
quererlas, y de no poder aceptarlas yo, como ellas son… fueron.

Así es la vida, no seas ingenua, todos tenemos debilidades… me dijo mi
psicóloga alguna vez.

Luego, no dejaré pasar el
hecho de que el mundo es movimiento, así nosotros mismos. Entonces, tal y como
yo me fui sin decir adiós, otros se fueron de mi lado…  yo tuve miedo, quizá
ellos también. Hoy todo se ha vuelto efímero. Incluso “la amistad de años” de muchos amigos, que no dudo que en su momento lo fueron,

pero ahora, aunque me cuesta creer lo que veo, nunca más volví a saber de ellos. Ni una llamada, ni un nada… simplemente…

Y sin embargo, algunos otros, sobrevivimos a las mareas, y fortalecimos los vínculos, otros
no lo pudimos hacer y nos ahogamos en la traición de lo desechable, del miedo, de la pena de aclarar cosas, de decir adiós,  o nos
quedamos en lo superficial, en la onda de las apariencias. Y sin embargo, la vida sigue y los “amigos” continúan
yendo y viniendo lo mismo que la vida.

Eso es. Simplemente es  la vida.

Anuncios

2 comentarios en “Así es la vida… ¡Mariposa incrédula!

  1. Tengo un par de amigos que conozco desde que teníamos 9 años. Crecimos juntos, compartimos toda la adolescencia e incluso unos años de la universidad… pero llegó un momento en que nuestras vidas tomaron otro rumbo, la forma de ver el mundo era distinta y nuestras prioridades cambiaron. Duele no tenerlos a diario, pero curiosamente descubrí que los amigos no son los de las fiestas semanales, los de las borracheras sino ellos, que están cuando lo necesito, que me escuchan, que saben mi sentir, y pueden pasar meses, incluso años sin saber de nuestras vidas, pero sé que están ahí respaldandome por si los necesito algún día.
    Nuestro concepto de amistad es erroneo confundimos la amistad con hipocresía, un amigo no es el que te dice que estás en lo correcto cuando la estás “cagando”, un amigo tiene que ser duro, a veces frío, es alguien que tiene que mostrarse tal y como es. Pero al parecer eso a la gente le molesta porque tiene un concepto tergiversado de lo que es amistad.

    Besos 🙂

  2. Es indiscutible que los seres humanos cambiamos día con día, yo lo platiqué apenas el viernes con una chica que me cae muy bien obvio no es mi amiga, la he visto en dos o tres salidas de antro, así es mi vida por el momento, los amigos que estuvieron en un momento ya no lo están en otro porque el mundo y los pensamientos no se detienen ni ante la muerte lo que sentiste y pensaste por alguien hace algunos años ya no se percibe ni sabe igual pues nosotros mismos no somos iguales sólo quedan los buenos o malos recuerdos de lo que viviste con alguna persona claro que también existen personas que perdurarán por siempre y que uno sabe que estarás con ellos y ellos contigo si es necesario no importa si son muchos o pocos pero es gente que trasciende las fronteras de la empatía dado es el caso de la familia Araujo sin eliminar a nadie pues todos tienen esa facultad de que se les quiera aún uno no los vea o el caso de Juan persona muy querida por nosotras estarás de acuerdo. Los sentimientos son extraños y cambian por diferentes formas ambiente, edad, madurez, estupidez, etc. Lo que yo si intento es apaciguar las aguas turbias de mi cabeza antes de decidir eliminar a alguien de mi vida por la razón que sea.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s